Videovigilancia en las empresas para evitar los pequeños hurtos

Se dice que una parte sustanciosa de las pérdidas por almacenaje y económicas en las empresas vienen ocasionadas por los propios hurtos que provocan algunos empleados en las compañías.

Estos pueden ir desde los más pequeños como el que se lleva materiales de oficina, a otros más graves como sustraer parte del dinero de la caja cuando la empresa mueve mucho efectivo.

Caja registradora con cámara de seguridad

Por ejemplo, en bares, cafeterías o locales de restauración y copas, suele ser muy habitual que las empresas cuenten con camaras de vigilancia instaladas para ahuyentar los robos por parte de terceros, pero también para complicarselo un poco más al típico empleado que le gusta apropiarse ilegítamamente de lo que no es suyo… Así además de instalar varias camaras de seguridad a lo largo del local, se suele añadir una par de cámaras que graben todo lo que es la zona de atención a clientes y la caja registradora.

Estas prácticas de videovigilancia las realizan cada vez más empresas, pequeñas y grandes, pero a veces a las pequeñas se les olvida incluir una serie de advertencias obligatorias referentes a la L.O.P.D. tanto para sus clientes, como para empleados. Resumiéndolas mucho, podríamos decir que:

Para clientes y usuarios de las instalaciones, habría que añadir una serie de carteles informativos donde indiquen que se trata de un local que se encuentra bajo control de las cámaras de seguridad y que por tanto todas las imagenes estás siendo grabadas.

De forma que si un cliente no desea que se le grabe, pueda hacer uso de su derecho de acceso, cancelación o rectifiación de sus datos personales, como parte de las grabaciones que las cámaras de seguridad realizaron. Ya que la imagen de estos clientes es considerada como un dato personal a efectos de la ley.

También para poder grabar a los empleados es necesario que estos conozcan que existe la presencia de cámaras en el lugar del trabajo, y además den su conformidad para que estas les graben realizando sus labores diarias.

Cumplir correctamente este tipo de cuestiones es de vital importancia, ya que de lo contario las multas puedes ser bastante graves. Así que antes de instalar un sistema de videovigilancia es recomendable informarse con detalle acerca de todo esto y que te prepare un abogado la correspondiente documentación que te deberían firmar los empleados.

Una vez tengas esto claro, lo siguiente es instalarse el mejor sistema de seguridad que consideres que puedas encontrar en el mercado.

Además ten en cuenta que instalar uno de estos sistemas de videovigilancia te servirá no solo para mejorar la productividad de tu empresa a través del control de los empleados a distancia. Sino que también solo por el mero hecho de que los empleados sepan que están siendo monitorizados en tiempo real, verás como disminuye el número de pequeños hurtos en tu empresa con origen en la plantilla de la compañía. Y con las pruebas en tu poder, podrás tomar la decisión más beneficiosa para tus intereses como empresario.

En definitiva, instalar un sistema de vidiovigilancia es una inversión empresarial que merece la pena. ¡Tómatelo en serio y recuperarás cada euro que inviertas!

0 Respuestas a “Videovigilancia en las empresas para evitar los pequeños hurtos”


Los comentarios están cerrados.